La excelencia de un restaurante no es fruto de la suerte

A la hora de analizar los niveles de excelencia de una empresa de restauración, nos encontramos con un elemento que se repite continuamente:

La excelencia no es algo improvisado, es el fruto de un proceso metódico, bien diseñado, e implementado paso a paso a través de un plan de acción.

Desde el punto de vista de la gestión, la excelencia es igual a la suma de una serie de variables que se verán incrementadas por el incremento del mix de ventas del restaurante.

En este artículo, preparado para Barra de Ideas explico la fórmula de la excelencia y las variables que la forman.

Link al artículo: La fórmula de la excelencia en la gestión de tu restaurante